Splash tears white logo for the splash tears eye drops website

Como cuidar tu piel en el verano con tus amigos de Splash Tears

El verano ha llegado y sabemos que quieres salir al aire libre. Estar al aire libre es lo que más se disfruta en el verano. Sin embargo, muchos no tienen una rutina de cuidado personal y toman pocas medidas para proteger su piel. Así que, Splash Tears está aquí para darte todos los consejos que necesitas para mantener tu piel sana y radiante todo el verano.

 

¿Por qué es importante el cuidado de la piel? 

El cuidado de la piel es importante durante todo el año, pero aún más durante el verano. El clima cálido y soleado puede afectar negativamente a tu piel. Por lo tanto, tomar un cuidado adecuado puede proteger tu piel de daños y mantenerla radiante.

 

Si no estás segura si estás tomando todas las medidas necesarias para proteger tu piel, sigue leyendo este blog. Hoy aprenderás sobre el cuidado personal, el cuidado de la piel y lo que puedes hacer este verano para protegerte a ti y a tus seres queridos.

 

#1 – Usa protector solar

Usar protector solar durante los meses de verano (y el resto del año) es una de las mejores cosas que puedes hacer por tu piel. El SPF protegerá tu piel del daño UV, evitará quemaduras no deseadas y mantendrá tu piel fresca y joven.

El protector solar también es un gran aliado para reducir las posibilidades de desarrollar cánceres de piel como el melanoma. Elige un protector solar que sea ligero y de alta protección. Cualquier cosa por encima de 30 SPF estará bien. Recuerda, necesitas aplicar según sea necesario y aplicar después de nadar.

La hiperpigmentación puede ser otra preocupación de la piel. Esto es más notable en la población femenina, donde las cicatrices y las manchas no son bienvenidas en el área facial. Así que para evitar manchas oscuras en tu piel y tener un tono de piel uniforme, usa protector solar todos los días. Puedes usar uno regular o uno con color que también funcionara como base. Así que, agarra tu protector solar y disfruta de la playa sin preocupaciones este verano.

 

#2 – Hidrata tu piel

Hidratar tu piel es igual de importante durante los meses de verano. El clima puede ser un poco húmedo durante el verano, pero eso no significa que puedas saltarte la hidratación. De hecho, tu piel aún puede deshidratarse y ser propensa a la sequedad debido al clima caliente y húmedo. Hidratar tu piel durante el verano es crucial para mantenerla sana y vibrante.

El calor del verano y la exposición excesiva al sol pueden causar deshidratación, lo que hace que tu piel pierda humedad y se vuelva escamosa. Aplicar una crema hidratante suave ayuda a reponer los niveles de hidratación de tu piel, promoviendo una piel radiante. Durante los meses más calurosos, también es recomendable optar por una crema hidratante ligera y no grasosa. Estas fórmulas proporcionan la humedad necesaria sin dejar una sensación grasosa y pesada.

Una crema hidratante facial que contenga aloe puede ser excelente durante el verano, donde las probabilidades de quemaduras solares son mayores. Así que, previene el envejecimiento prematuro con la crema hidratante adecuada. La piel debidamente hidratada es más resistente contra los factores ambientales, reduciendo el riesgo de envejecimiento prematuro causado por el daño solar.

Incorporar la hidratación en tu rutina de cuidado durante el verano asegurará que tu piel se mantenga fresca, hidratada y radiante durante todo el verano. Recuerda que usar protector solar junto con la crema hidratante proporciona una protección integral, permitiéndote disfrutar del sol mientras preservas la salud y belleza de tu piel.

 

#3 – Bebe agua 

Mantenerte hidratada durante los meses de verano es importante para mantener tu salud y bienestar. Tu cuerpo pierde agua a través del sudor, lo que te pone en riesgo de deshidratación. Beber agua durante todo el día es crucial para reponer líquidos y mantener las funciones corporales adecuadamente. El agua regula la temperatura de tu cuerpo, ayuda en la digestión, transporta nutrientes y elimina toxinas, ayudándote a mantenerte energizado, concentrado y mejor preparado para enfrentar el calor del verano.

Beber agua también es esencial para la salud de tu piel durante el verano. El clima cálido puede causar una mayor pérdida de agua a través de la piel, lo que la hace susceptible a la deshidratación. La hidratación adecuada mantiene el equilibrio de humedad de tu piel, manteniéndola suave, tersa y radiante. El consumo de agua previene problemas cutáneos como el acné y la obstrucción de los poros.

Una hidratación adecuada en el verano previene enfermedades relacionadas con el calor, como la insolación y el golpe de calor. A medida que las temperaturas aumentan, también aumenta el riesgo de estas condiciones, especialmente para las personas que se dedican a actividades al aire libre o pasan mucho tiempo bajo el sol.

Recuerda, beber agua durante el verano es esencial para mantener tu salud. Reponer los líquidos perdidos por la transpiración, regular la temperatura corporal, cuidar la salud de la piel y prevenir enfermedades relacionadas con el calor. Priorizar la hidratación garantiza una experiencia de verano más saludable y placentera para todos.

 

#4 – Exfolia tu piel 

Exfoliar es un paso esencial en tu rutina de cuidado de la piel, incluso durante los meses de verano. El clima cálido, la humedad aumentada y la exposición al sol pueden provocar una acumulación de células muertas en la superficie de tu piel. La exfoliación ayuda a eliminar estas células muertas, revelando una piel fresca y radiante, y favoreciendo una mejor absorción de otros productos para el cuidado de la piel.

También limpia la suciedad, el aceite y las células muertas de los poros, previniendo obstrucciones y reduciendo la probabilidad de brotes de acné. La exfoliación se vuelve aún más crucial en el verano para mantener tu piel limpia y libre de imperfecciones. Además, mejora la efectividad de tu protector solar al asegurarse de que se adhiera mejor a la piel. Esto, a su vez, mejora la protección solar y reduce el riesgo de daño solar.

Otra razón por la que es importante es porque prepara tu piel para absorber mejor tus otros productos de cuidado de la piel, como sueros e hidratantes. Esto maximiza los beneficios de tu rutina de cuidado de la piel. Si te afeitas o te depilas durante el verano, la exfoliación puede ayudar a prevenir  vellos encarnados al mantener la piel suave y reducir posibles obstrucciones al crecimiento del vello.

Cuando te exfolies durante el verano, opta por exfoliantes suaves y adecuados para tu tipo de piel, ya que el exceso de frotamiento puede irritar la piel. Considera el uso de exfoliantes químicos para una exfoliación más suave y efectiva. Sin embargo, ten cuidado de no exfoliar en exceso, ya que puede eliminar los aceites naturales de tu piel y afectar su función.

Incorpora la exfoliación en tu rutina de cuidado de la piel durante el verano una o dos veces por semana y sigue con protector solar e hidratante para proteger y nutrir tu piel fresca y exfoliada. Con la exfoliación adecuada, puedes lograr un cutis sano y radiante durante todo el verano.




#5 – Usa una gorra

Usar una gorra durante los meses de verano ofrece muchos beneficios para tu piel. El sol intenso y los rayos UV pueden ser agresivos con tu piel, lo que puede llevar a quemaduras solares, envejecimiento prematuro y posibles cánceres de piel. Una gorra actúa como un escudo, reduciendo la exposición directa a la radiación UV dañina. Así puedes proteger tu piel de posibles daños y mantener una tez más saludable.

Una gorra también regula la temperatura de tu cuerpo, evitando el sudor excesivo y problemas cutáneos relacionados con el calor. La sombra proporcionada por la gorra mantiene tu rostro y cabeza más frescos, reduciendo el riesgo de irritaciones cutáneas causadas por el calor, como erupciones y enrojecimientos.

La exposición prolongada al sol puede causar sequedad y deshidratación en la piel. Usar una gorra ayuda a mantener la humedad natural de tu piel, evitando que se reseque, descame y se sienta incómoda durante los calurosos días de verano.

Las gorras son una forma práctica y conveniente de proteger la delicada piel alrededor de tus ojos de los dañinos rayos UV. El protector solar es esencial para el cuidado de la piel y el uso de una gorra complementa tus esfuerzos. Con una gorra de ala ancha o una que cubra tu cuello y orejas, puedes mejorar aún más la protección solar y minimizar los efectos perjudiciales de la exposición al sol en tu piel.

Usar una gorra durante el verano es una forma sencilla de proteger tu piel de los efectos del sol. Es un accesorio valioso para mantener una piel saludable durante la temporada soleada. Acepta la gorra como una solución práctica y elegante para mantener tu piel segura y cómoda mientras disfrutas del aire libre este verano.

 

#6 – Gafas de sol

Usar gafas de sol durante el verano ofrece importantes beneficios para tu piel. La intensa luz solar emite rayos UV dañinos que pueden dañar tu piel y causar envejecimiento prematuro. Las gafas de sol brindan protección esencial a la delicada piel alrededor de tus ojos. Esta área es especialmente vulnerable al daño solar y puede desarrollar arrugas y líneas finas prematuramente. Las gafas de sol actúan como un escudo, reduciendo la exposición directa de tu piel a estos rayos UV dañinos, ayudándote a mantener una apariencia más juvenil y saludable.

También previenen el entrecerrar los ojos, lo que puede conducir a la formación de líneas finas y patas de gallo alrededor de los ojos. El entrecerrar los ojos tensa la piel y contribuye al desarrollo de arrugas con el tiempo. Al usar gafas de sol, puedes relajar los músculos faciales y reducir la probabilidad de que aparezcan estas líneas. Las gafas de sol también ofrecen una solución cómoda y práctica para evitar molestias relacionadas con el sol, como la fatiga ocular y los dolores de cabeza, que pueden ocurrir cuando se está expuesto a la luz solar intensa durante períodos prolongados.

También desempeñan un papel crucial en la protección de tus ojos de posibles problemas relacionados con el sol, como la fotoqueratitis (quemadura del tejido corneal) y las cataratas. Estas afecciones oculares pueden tener efectos a largo plazo en tu visión y salud ocular. Al usar gafas de sol con protección UV, puedes reducir el riesgo de estos efectos perjudiciales y mantener una buena salud ocular durante el verano y durante todo el año.

Esperamos que esta información y estos consejos te ayuden a cuidar bien de tu piel. Si tienes alguna pregunta sobre el síndrome del ojo seco o la fatiga visual, envíanos un mensaje en nuestras redes sociales. Puedes encontrar Splash Tears en Facebook y Instagram. Para más contenido sobre cuidado de los ojos, revisa el resto de nuestros blogs. Consigue tu botella de Splash Tears hoy mismo en Amazon y dile adiós al ojo seco.

image of person organizing task list

Productividad para trabajadores remotos: Cómo terminar todas tus tareas 

Cuidado de la piel de verano con Splash Tears

5 maneras fáciles de relajarse y descansar después de una semana estresante

Splash Tears logo in navy blue for the splash tears website
NEWSLETTER 

Copyright All Rights Reserved © 2022 Splash Tears | Powered by Tribu Marketing + Advertising + Design

Leave a Reply

Your email address will not be published.

This website uses Cookies

This Site uses Cookies to provide you with a more responsive and personalized service. By using this site you agree to the Privacy Policy and Legal Notice.